24 May

Origen de las cerrduras

El origen de las cerraduras y cómo progresó la cerrajería profesional en el tiempo

Desde los inicios de la historia de la humanidad, la seguridad ha sido una preocupación natural del ser humano. El instinto de proteger sus propiedades y objetos valiosos de diversas calamidades se ha evidenciado, incluso utilizando medidas y elementos primitivos pero que, de alguna forma, le proveían de cierto nivel de seguridad.

Al igual que todas las demás ciencias y conocimientos, estos sistemas rudimentarios de seguridad, como, por ejemplo, el tapar la entrada de la cueva con una roca, han ido progresando a través de la historia, pasando por la invención de la cerradura hasta los avanzados sistemas de protección que se conocen en la actualidad.

Cerradura medieval

Las primeras cerraduras

Muchos expertos coinciden en que la cerradura tuvo su origen en China, unos 4.000 años atrás. Por otro lado, se tiene la plena seguridad de que tanto en Egipto como en Babilonia era de uso común.

Evidentemente se trataba de diseños muy diferentes a los que conocemos hoy en día, pero el principio de funcionamiento era básicamente el mismo. Las llaves eran fabricadas en madera que poseía una serie de levas o pines metálicos que, al acoplarse con la cerradura y mover el conjunto interior, abría a puerta.

Este tipo de dispositivo no ofrecía mucha protección, puesto que era fácil violentarla y abrirla sin la llave.

llave3

En Grecia y Roma se comienza a perfeccionar la cerrajería, fabricando elementos mucho más seguros. Sin embargo, era necesario que las llaves fuesen de tamaños enormes por lo que resultaba poco práctico manipularlas, también por su peso.

Ya en el medioevo, hubo un intento por crear un tipo de cerradura de mayor resistencia y seguridad, pero, al aparecer las armas que disparaban proyectiles, las cerraduras podían ser destruidas en su totalidad. Con todo, muchos guardias y centinelas fueron sustituidos por puertas proveídas de cerraduras, aunque seguía existiendo la figura del vigía.

 Siglo 18: la llegada de la tecnificación

En esta época de la historia hubo cambios radicales y grandes avances en cerrajería. Destacan Linus Yale Sr. y su hijo, que llevaba el mismo nombre, pues ambos trajeron ingeniosas ideas al mundo de la cerrajería como lo son el tambor de pines y las cerraduras que, en lugar de una llave, requerían una combinación para ser abiertas.

A partir de estos diseños, se desarrollaron muchos otros tipos de cerraduras y elementos de seguridad que rápidamente fueron empleados para la protección de viviendas, bancos y sedes de compañías.

Cada vez era más evidente el perfeccionamiento, pues las llaves eran de tamaños mucho más pequeños y los costos más accesibles a toda la población. Aquí tuvo su origen el servicio de cerrajería de urgencias en caso de necesidades extraordinarias.

Ya en el siglo XX, la electrónica comenzó a tomar terreno, incluyendo el ámbito de la cerrajería. Fue posible emplear procesos de codificación y programas informáticos en el diseño de cerraduras de alta seguridad, haciendo posible la protección de grandes valores, como las bóvedas de los bancos o incluso la reserva federal.

Toda esta historia la conocemos pues forma parte de nuestra formación como cerrajeros profesionales, pero también nos adaptamos a las nuevas tendencias, poniendo los mejores servicios de cerrajería a tu disposición.

Share this

Leave a reply